Astrología

El influjo de la Luna nueva del 10 de junio de 2021

Escrito por Dolores

Luna nueva 10 de junio de 2021

El trígono de Saturno en la triple conjunción sol/luna/mercurio marca el tono de la Luna Nueva de este mes. Fuertemente estructurante, el aspecto que conecta los planetas en los signos de Aire: Géminis y Acuario da la orientación de la lectura celeste; ambos signos comprometen los valores humanos y la comunicación, por lo que las cuestiones de organización social: células, clanes, "tribus" (en el sentido de ser tributario), están en el centro de las preocupaciones.

Será cuestión de ponerse en contacto, considerar las cosas en su conjunto y evaluar las necesidades para hacer evolucionar todo lo que se necesita para avanzar. De esta manera, las familias estarán en primera línea: parientes intelectuales o de sangre. Será cuestión de ver cómo la gente, en conjunto, buscará asegurarse y apoyarse mutuamente. El eje Géminis/Sagitario implica la circulación, la información, pero también los desplazamientos geográficos.

La Luna Nueva, que sigue activa en los sectores del hogar y la vida social, subraya las expectativas con respecto a estos diferentes temas. La necesidad de libertad, de recuperar el contacto, de devolver el sentido a los lazos y relaciones humanas, se destaca con insistencia. Se tratará entonces de superar, o incluso sublimar, todos los retrasos, ausencias y citas perdidas de los que el destino es el único responsable. Un enfoque guiado por la filosofía inherente al signo de Sagitario puede fomentar la resistencia pero, aunque la necesidad de movimiento e independencia sigue siendo muy fuerte, el recuerdo de las cadenas y las reglas es un poco difícil de borrar. Esta Luna Nueva se presenta como una terapia colectiva. ¡Ciertamente abundará en el sentido de que los humanos sufrirán de falta de aire, probablemente soplando un poco más de viento fresco y ligero sin abrir todas las puertas!

¿Quién tomará el mayor aliento de oxígeno? Un poco todos los nativos en la realidad, e incluso si se establecen los límites habrá algunas latitudes para explorar. Los signos de Aire (Géminis, Acuario y Libra) no se libran de las reglas, pero las acomodarán. Ellos son quizás los que mejor viven las restricciones. De hecho, si se les ha pasado algo por alto en los últimos meses, conocen las causas y han integrado perfectamente sus errores, saben cómo recrear sus espacios libres en cualquier lugar. Los nativos de Acuario tienen los medios para revisar sus objetivos o establecer otros nuevos. Algunos de ellos cambian totalmente su proyecto, su ángulo de enfoque o sus perspectivas bajo el empuje de Urano que -desde Tauro- los incita a convertirse en ellos mismos y a afirmar sus elecciones. El hogar, los niños, están en el centro de las preocupaciones de Libra, la familia puede crecer o una evolución está en progreso. Es posible que se necesite orientación, asesoramiento o estímulo. Los nativos de Géminis se deshacen totalmente de los últimos prejuicios o escrúpulos que aún podían contenerlos. Tomando las cosas muy seriamente pero manteniendo su originalidad logran superar los obstáculos.

La presencia de Urano en Tauro sacude las ideas preconcebidas, resultando para los signos de la Tierra (Tauro, Virgo y Capricornio) nuevas expectativas o giros felices. Es en la organización de su vida cotidiana o en sus ambiciones donde se situarán sus objetivos. Los Tauro en particular aprenden a temporizar en el momento adecuado. Así pueden evitar una negativa y revertir una situación algo delicada. Los nativos de Virgo reciben ayuda o información providencial, lo que les permite poner sus preocupaciones en suspenso o incluso resolver un problema que se ha venido repitiendo a lo largo de estos últimos meses. La capacidad de observación de los Capricornios les hace empezar mal: señalando
pertinentemente sus activos, refutan los argumentos contrarios y pueden imponer su punto de vista. Una buena dosis de suerte les ayuda a alcanzar su objetivo o a hacer avanzar un proyecto.

Si están bien inspirados, los signos del Agua (Cáncer, Escorpio y Piscis) dominan un debate o una disputa que les parece inútil. Los Piscis en prioridad , ante una discusión estéril, optan por aislarse en su burbuja o estar temporalmente ausentes. La mayor sagacidad que luego muestran, les permite proponer soluciones orientadas a la equidad. Desde un punto de vista planetario, su creciente encanto y generosidad son las armas elegidas por los nativos de Cáncer. Avanzan con serenidad frente a la adversidad y no dejan que ningún ataque los impresione. Debemos enfrentar lo obvio: tienen éxito donde otros antes que ellos habían fallado miserablemente y anotan puntos. Rechazando entrar en un túnel sin fin, los Escorpiones dejaron ir en lugar de quemar su energía innecesariamente. En esto tienen toda la razón; de hecho, este período de Luna Nueva les da la oportunidad de actuar de acuerdo a su más profunda voluntad o de cumplir un deseo. No lo dejan pasar.

Los signos de fuego (Aries, Leo y Sagitario) tocan el reloj. Especialmente los nativos de Leo que siempre se enfrentan a la presencia de Saturno en Acuario sienten el tiempo como una restricción adicional. Nada parece ir lo suficientemente rápido para ellos, pero la conjunción sol/luna en Géminis, que podría empujarlos a la precipitación, es así controlada en su beneficio. Los resultados futuros estarán a la altura de sus expectativas. Los Aries se dejan llevar un poco por una pregunta de amor o un encuentro, ganarán manteniendo la cabeza fría y midiendo plenamente las consecuencias de su compromiso o una decisión. Sin renunciar completamente a su placer, pueden posponer una elección impulsiva.

La Luna Nueva de junio es suave y cálida en estos primeros días de verano, parece prometernos "montañas y maravillas". Redescubrir el gusto por el juego, los buenos momentos, la alegría de comunicarse y de vivir juntos plenamente mientras se disfruta de la vida: todas estas necesidades inherentes a nuestra pobre condición humana. La presencia de las estrellas en el eje Géminis/Sagitario evoca la juventud, los viajes, la celebración y la vida despreocupada.
Esperemos que nuestros sueños se hagan realidad.

Luna Nueva 11 de mayo del 2021

La pareja Saturno/Urano que acompaña a la luna nueva en mayo de 2021 resiste fuertemente las largas y complicadas situaciones vividas y repetidas en los últimos meses: la evolución parece finalmente ir en la dirección correcta. Júpiter consolida los planetas en Géminis y no sólo abre el diálogo, sino que también despierta el comercio y la comunicación y pone todo un sistema en su lugar. El aire fresco sopla en el entorno social y permite ver más claramente y sobre todo mucho más lejos. Esta configuración se confirma con aspectos que alivian las dudas, se difunden o se mantienen. Más que esperar y observar, se trata de actuar, lo que dará lugar a nuevas organizaciones o nuevas propuestas.

Los signos de Tauro y Géminis, que concentran los planetas, están asociados con la hermosa estación que está comenzando y con la germinación. Esta Luna Nueva revela el final de un ciclo, la sensación de haber completado algo y comenzar de nuevo en otra cosa. El proceso de transformación del signo de Escorpio frente a Tauro inicia una forma de regeneración que se puede leer en la conjunción sol/luna/Urano, reforzada por la presencia de la Luna Negra. En otras palabras, este encuentro de planetas refleja valores que quedarán obsoletos y que se reutilizarán en gran medida para iniciar un nuevo proceso.

Si el eje Tauro/Escorpión nos remite al inconsciente, es aquí el inconsciente colectivo; ¿cómo se experimentan los profundos trastornos internos que son consecuencia de los eventos y cambios sufridos? Las crisis que pueden crear desórdenes conflictivos, la lucha por la supervivencia, todo este ambiente de Escorpio encuentra aquí una culminación con la Luna Nueva en el signo de Tauro, símbolo de la estabilidad recuperada pero también de la obstinación en comportamientos inmutables que deben ser revisados y corregidos. Así, el tiempo de convivencia, los momentos compartidos, las relaciones amistosas son parte de la esfera de Tauro, la luna nueva empujará a retomar el hilo de las historias inconclusas pero con cautela.

De la misma manera, las heridas o frustraciones que han impactado los lazos entre las personas, todo lo que podría haberse sentido como perturbador o restrictivo tiene, bajo la luna nueva de Tauro, una oportunidad de transformarse para comenzar de nuevo sobre otras bases. Puede ser una oportunidad para deshacerse de un pasado agobiante o divisorio. La intensidad de las emociones, la fuerza de los eventos, todos los tornados pueden dar paso a la moderación y a la recuperación del equilibrio. En Tauro, la luna nueva nos invita a no desperdiciar ni perder energía, Plutón en la Trilogía de la conjunción sol/luna propone quemar los puentes que nos unen al pasado y aceptar aprovechar todas las lecciones que se han recibido en los últimos meses. En resumen, se nos pide que transmutemos el karma.

Los nativos del eje, directamente afectados por la luna nueva, verán sin duda alguna a sus amigos o a su entorno cercano dirigirse a ellos para pedirles su opinión o su juicio, sobre los proyectos importantes o los avances necesarios. Por la atención que prestan a estas peticiones consideran que la ayuda prestada a los demás es una fuente de desarrollo y evolución personal. Los Géminis y los Sagitarios son tocados a nivel relacional. Los primeros viven sobre la base de un amor redescubierto o resucitado de un pasado que creían definitivamente cerrado. Esta forma de "regreso al futuro" les lleva a tomar decisiones a veces bastante complejas pero, en definitiva, estructurantes y legítimas, que pueden llegar hasta el matrimonio. Estos últimos se preguntan acerca de las opciones que han condicionado el período que están viviendo actualmente, o se enfrentan a nuevas responsabilidades que podrían llegar a su fin en el verano.

El planeta Marte, que está activo en el eje Cáncer/Capricornio, dispensa su energía, a veces peligrosa, en el área de la vida que le concierne. Por suerte, la conjunción sol/luna en Tauro es estabilizadora para los dos signos y los Cáncer, como los Capricornio pueden contar con la ayuda providencial de su entorno familiar o profesional o con una posibilidad que puede ser ventajosa para ellos. Los nativos de Leo y Acuario están en la recta final. Para algunos, un proyecto inmobiliario o familiar que expira en julio/agosto, para otros una instalación profesional: curso de formación, estudios o fin de contrato, que da lugar a una renovación a unapropuesta de prórroga o a una ruptura con la obligación de volver a empezar en otro lugar. Lo que está en juego actualmente afectará el inicio del año escolar de septiembre.

Virgo y Piscis, bajo la influencia de Mercurio y Neptuno, empiezan a soñar con días mejores. Entonces planean una vida más acorde con sus deseos, especialmente los nativos de Virgo que esperan mucho en este período: reunión, un nuevo comienzo, una nueva página por escribir. En cuanto a los nativos de Piscis, es en una dimensión más colectiva que prevén la evolución: investidos de un papel social o dispuestos a dar un paso importante para su futuro, se dejan guiar por los activos planetarios que les son perfectamente favorables. Hay que destacar la importancia de los próximos días: la información y las propuestas son el caldo de cultivo para la renovación. En cuanto al eje Aries/Libra, permanece sujeto a la nueva luna por la posición de Venus cerca de la luna negra, y el planeta Marte condicionado a Neptuno. Los nativos de los signos tendrán que revisar su copia: la primera identificando clara y definitivamente sus verdaderas motivaciones: ¿cuál es la parte de su propia voluntad y la de la presión social o familiar? Estos últimos se afirman en el marco de relaciones que pueden pesar o llegar a ser restrictivas.

La luna nueva de Tauro nos pone cara a cara con los restos de las batallas que se han librado, ¿podremos finalmente disfrutar de algo de libertad? En cualquier caso, los aspectos nos dicen cómo quitar la escoria, sobre qué terreno debemos jugar, dónde y cómo el experimento de la confianza y la seguridad puede finalmente erradicar las dudas, los miedos y los sentimientos de soledad. ¿Por qué no entonces tomar conciencia de los recursos y la abundancia inscritos en el Universo y hacer un buen uso de ellos?

Luna nueva del 12 de abril 2021

La energía de la que da muestra la luna nueva de abril 2021 es el preludio de la primavera sin demasiadas contemplaciones. El signo de Aries se atiene a los controles y no dejar realmente lección; este conlleva consigo todo el conjunto de planetas que allí se han citado, ¡a menos que no sea a la inversa! Sea como sea, el modo mutable es altamente solicitado, Urano en Tauro lleva ala danza, acompañado de la luna negra, antes de la conjunción Mercurio/sol/una/Venus/ en Aries, elaborando un coctel astral destacado ¡que será preciso observar detenidamente antes de adoptarlo!

Las decisiones tomadas apresuradamente o bajo un impulso, las tentativas de pasar por la fuerza, pueden tropezarse contra un muro de rechazo o ponerte contra las cuerdas. ¡Se deberá adoptar una filosofía de vida para esquivar el asalto! Así, parece que esta luna nueva conduce a la plena consciencia de las posibilidades y capacidades disponibles en nuestro medio, con las cuales podemos contar para avanzar y evolucionar.

El signo de Aries da a los nacidos bajo el mismo, un poder particular que les hace capaces de impulsar iniciativas y reunir a la gente alrededor de un mismo objetivo. Es todo el interés del periodo: trazar un nuevo camino para despejar y seguir. Por lo tanto, antes de llegar allí, será preciso resolver las contradicciones externas que favorecen el desarrollo de cierto número de frustraciones. La luna nueva, bajo el eje Aries/Libra, en efecto puede hacer pagar la indecisión a un alto precio. Entonces será preciso salir de la confusión desarrollando sus propios recursos. Esta puede también ser el vector del eterno arbitraje entre dos o más ideas o personas opuestas, podemos asistir a enfrentamientos, conflictos repentinos e inesperados y alborotos. Incluso, trataremos en vano de armonizar a los eternos contrarios.

Así, oscilando de un lado y otro sin tomar una posición, las energías que transitan la nueva luna de abril serán el oráculo, o el testigo de rechazos desesperados: sobre todo no pronunciarse por uno y otro campo. Afortunadamente, Venus regente de Libra, juega el papel de aliado y se coloca del lado de la nueva luna proponiendo la carta de la diplomacia. La conjunción estrecha de la luna con Venus abre la comunicación, lo cual favorece e hecho de poder cristalizar los pensamientos positivos. Adquirir la consciencia de sí mismo y la consciencia de las cosas hace entonces parte de los desafíos por superar, lo cual viene a alimentar los intercambios sociales o las relaciones interpersonales. Podemos entonces imaginar que la buena voluntad y la benevolencia estarán presentes, o al menos algunos tratarán de tenerla. El esfuerzo realizado para la apertura a los otros será portador de paz y de serenidad.

Sin obligar a sacrificar su propia individualidad, la luna nueva invita a superar una gran sensibilidad, a cesar de luchar para mantener un equilibrio precario valorando los intereses colectivos. Para desarrollar la identidad individual actuaremos eficazmente. Incluso, el hecho de escuchar lo que cada quien tiene que decir equivale a encontrar el camino de la mediación. Sin embargo bajo la influencia de esta nueva luna de primavera, probablemente será extremadamente difícil tomar decisiones concretas. La libertad de pensar reinante no tendrá las manos libres para franquear ideas preconcebidas. Veremos entonces postulados que parecían planteados meses atrás, colapsar bajo el peso de nuevas dificultades o de nuevos descubrimientos. Aspiramos a asegurar y a reglamentar.

Así, los nacidos en el eje zodiacal correspondiente (Aries/Libra) pueden sentirse molestos : existe una impresión desagradable de no obtener una recompensa a la altura de sus esfuerzos, o bien no sentirse reconocido por haber hecho uno o más sacrificios. Pero esta situación es de corto plazo, el aspecto de la conjunción sol/luna es sensible y esta dificultad es fugaz. Acuario y Géminis entran en acción reflexiva y madura. Es el mejor medio para avanzar y tener perspectivas, más cuando el juego social es nuestro aliado. Los nacidos en Sagitario y aquellos de Leo sienten el contrapeso de los astros y pueden alegrarse con beneficios enormes: la semilla ha sido sembrada, se trata de preparar la cosecha futura comunicando ampliamente lo que ha sigo implementado. Tauro acentúa su necesidad de evolución y de cambio o simplemente la vive. Un curso, un nuevo empleo, el medio que se mueve, alguna cosa le lleva al futuro pues coloca un pie en el mismo : a corto o mediano plazo.

Los nacidos en Capricornio continuan aprovechando este inicio de año y verán culminación de sus esfuerzos en la próxima Luna Llena. Virgo se siente vagamente en terreno neutro y aprovecha su libre albedrío para renovar votos y promesas. Los nacidos en Piscis cuestionan su futro, las respuestas les llegan a menudo por medio de voces un poco extrañas o bien enfrentan aparentes coincidencias. La sensación extraña que todo estaba escrito les acompaña durante todo este periodo. Cáncer y Escorpio tienen dificultad para elegir: ¡los Cáncer porque se sienten galvanizados por la luna en Aries, los Escorpio porque las opciones validadas desde septiembre del 2020 son verdaderamente buenas!

La luna nueva pone el acento en los Estado Unidos (Trígono del nodo norte en Géminis), la del mes de abril mira hacia la Unión europea a través iniciativas, la obligación a reflexionar sobre las estructuras existentes, pero también el análisis de las situaciones. Será preciso encontrar los medios para caminar sin problemas hacia soluciones imaginativas. Es el arte de beneficiarse de la luz de los astros brillando en el cielo : saber aprovechar la benevolencia y mantener las propuestas. ¡Saldremos entonces más iluminados!

Luna nueva del 13 de marzo 2021

La misteriosa nueva luna del mes de marzo 2021 abre mundos desconocidos. Sus resonancias místicas, lejanas y nocturnas dan a los días un color azul índigo. Vibrante en tanto que sensible, obedece al planeta Neptuno, similar al dios el mismo nombre que reina los mares y los océanos. El periodo está por lo tanto sometido a remolinos y profundidades bajo el efecto de inestabilidades a las que Neptuno está acostumbrado; por otra parte, asociado a Venus, el planeta parece predicar la universalidad, la negación a los comportamientos agresivos. Neptuno propone además el uso de la paz frente a los eventos provocadores, la calma y el equilibrio frente a los desbordamientos naturales o sociales. ¿Cómo este caleidoscopio tornasolado se establece y se pone en movimiento? Este sorprendente cielo de Marte amenaza con hacer mover ciertos límites que parecían inmutables.

En efecto, el lazo con el horizonte inalcanzable, las profundidades insondables y trastornadas, la reducción al silencio, Neptuno en su domicilio en Piscis, tiene toda la libertad para expresar sus diferentes facetas. A la escucha del fondo marino habrá descubrimientos extraños: naufragios o tesoros, encubrimientos o revelaciones. Pero las ilusiones que salen a la superficie a veces prohibirán el acceso a las verdades enterradas.

Visto desde la tierra, el sol parece secuestrado entre la luna y Neptuno, siendo los dos poderosos en el signo de Piscis. La conciencia plena está por lo tanto un poco sumergida en las energías envolventes que portan muy lejos cuestiones sociales que pueden desviar los intereses de unos en beneficio de otros. Así, la cuestión política está en el corazón del asunto, el signo de Piscis y Neptuno tienen pleno conocimiento de las políticas públicas y de los medios financieros, la salud y las cuestiones éticas, incluso religiosas. Por fin esta luna nueva en Piscis suscribe también el agua en movimiento.

¿Qué se prevé para los nacidos en el signo correspondiente? Impregnados por los diferentes ecos que transportan las ondas marítimas, deben elegir entre las numerosas posibilidades que la luna nueva les ofrece, lo que puede resultar complicado. En particular para aquellos que celebran su cumpleaños bajo esta influencia y que viven un año rico en sucesos dramáticos. Los creativos tienen dones multiplicados, algunos podrán incluso producir la obra de su vida. Algo que emana de la memoria colectiva les cruza y se convertir en un mensaje a transmitir. Será preciso permanecer a la escucha.

La cuadratura de los planetas en Piscis, Marte en Géminis insiste en el medio educativo así como en el comercio, este periodo va a levantar todos los asuntos que no habían sido arregladas previamente. En contrapartida, los nacidos en Géminis podrán abordar proyectos ambiciosos, algunos bien apoyados por sus superiores o por su medio profesional, otros pueden contar con un levantamiento, en función de sus actividades : búsqueda de empleo, estudio, cambio de vida. Sea lo que sea, todos inician una nueva etapa.

La restructuración que se anuncia en el marco social impacta a todos los sectores, legislamos mucho, los planetas en tránsito en Acuario aumentan los anuncios y las expectativas sociales. Los nacidos en este signo se benefician de una importante simpatía por parte de las personas en cargos elevados, pero esto no es suficiente para alcanzar los objetivos. Afortunadamente, algunas posiciones seductoras puede presentarse: será preciso reconocer las valiosas. Los nacidos en el ascendente de Acuario encuentran su merecida oportunidad, ésta es el resultado de una importante inversión a largo plazo.

Los dominios en relación con Leo-Acuario son sensibles a la luna nueva de Marte, pero permanecen sujetos al impulso de Saturno. Los medio asociativos son específicos, pero también el sector de la cultura y del arte, por los cuales se podría perfilar un consenso. Los Leo tienen algunas dificultades con su regente, el sol, perdido en Piscis. Estos deberán escuchar a su intuición más que a su lógica habitual. Capricornio y Tauro resiste fuertemente. Unos gracias a su capacidad de respuesta habitual en la toma de decisiones, otros porque la metamorfosis concluye y sus nuevas alas les permiten bellos vuelos. La luna nueva de marte también despierta de la naturaleza por la aproximación de la primavera; pero por la acción de Urano en Tauro, todo lo concerniente a la agricultura, la ecología, está de nuevo al frente de las escena: decisiones obligatorias, en ocasiones tensiones.

Los nacidos en Virgo y Sagitario actúan diferentemente bajo los mismo efectos, por lo tanto la luna nueva aplica su placebo sin demasiado remordimiento. En particular para todos los nacidos en Virgo, que casi olvidan sus molestias habituales, una cuestión de derecho puede girar a su favor. Es la fuerza de persuasión, pero también la facultad de imponerse frente a una autoridad que hace ganar puntos a Sagitario. El resultado está allí, se trata entonces de asumir el éxito.

A hurtadillas, el dulce resplandor de Venus iluminado por la luna nueva porta a los nacidos en Libra. Ellos viven sus amores eternos o sus amores pasajeros, sin preocuparse por el mañana. Los sueños de viajes y los deseos de exotismo cambian su vida diaria a mundos virtuales totalmente accesibles. Basta con quererlo. Por fin en la Rueda de la Fortuna de la luna nueva, Cáncer y Escorpio son los grandes beneficiarios. Antes que nada, sus proyectos son favorecidos, pero sobre todo la sensación y la fuerza mental son invencibles. Nada puede hacer renunciar a Escorpio, todo lo que toca se transforma en oro o en energías positivas. En cuanto a Cáncer, cómodo en su medio acuático, se sumerge en las profundidades del ser: él o los otros. Los nativos en conexión con los hijos, las ciencias humanas, lo inmobiliario o la creatividad, son fuertemente apoyados por los aspectos. El secreto es la confianza.

El canto de las sirenas que acompaña a la nueva luna de Marte no será fatal. Sobre su extraño océano, transborda nuestros grandes dilemas y nuestros pesados navíos llenos de ilusiones. Tomar consciencia del servicio prestado equivale a dejarse desbordar por hallar los límites: aquellos de nuestro poder, real o fantasioso.

Luna nueva del 11 de febrero 2021

La Luna nueva del 11 de febrero 2021 se realiza plenamente en el signo de Acuario. En este periodo los planetas se encuentran con fuerza, será preciso prever que este grupo de energías acompañe los eventos y sobre todo los comportamientos en el sentido del signo de Acuario. Aquí el tipo Acuario es puro y todo nacimiento que tenga lugar en estos días de Luna nueva marcará fuertemente al recién nacido con su signo natal. El nacido en Acuario es con frecuencia visionario, valora la vida prioritariamente por su rol social y el impacto que puede tener en su medio, por el que se siente altamente afectado. Es un amigo fiel y leal, sabe hacerse apreciar por su acción desinteresada siempre motivado por su interés por la gente y la humanidad en general. Por otra parte a menudo nos encontramos involucrados en el mundo asociativo.

Serio y reservado, va muy lejos y a veces consigue llegar muy alto. Ahora bien, aquí todos los aspectos de la personalidad son pertinentes : del intelecto a los sentimientos, de la integración al mundo de la estructuración mental, todo pasa por el filtro de Acuario. Por lo tanto el periodo está sometido a una fuerte concentración de los valores de superación del ego, de la universalidad, de la reflexión y de la interacción entre los seres humanos. ¿La Era de Acuario se anuncia bajo el auspicio de esta Luna nueva? ¿Qué guía nos podría corresponder en este momento particular? Los planetas lentos habiendo, casi todos, dejado el signo de Capricornio, tuvieron como misión esencial restructurar y redistribuir las cartas : finanzas, economía, defensas inmunitarias, aproximación intelectual en todas las "esferas", Capricornio llega a Acuario cuyo rol de ahora en adelante es innovar.

Por medio de acciones concretas que podrán ser propuestas, se trazan las orientaciones significativas, portadoras de cambios. Acuario, seguro de que solo la obra colectiva salvará a la humanidad entera, aporta en el marco de esta Luna nueva toda la fuerza de su creencia y de sus armas. Pues las armas de Acuario no son aquellas de la guerra : éstas defienden las ideas pero con mayor frecuencia los ideales, será asunto de observar cómo estas últimas dan un giro original y sorprendente a toda decisión tomanda a alto nivel. Leo, que está frente a Acuario en el zodiaco, aporta su toque personal. Bajo esta Luna nueva difícilmente evitaremos los juegos de poder, pero también el surgimiento de diferentes prejuicios. Todos los nacidos en signos de Fuego (Arias, Leo y Sagitario) tendrán una toma directa de elementos que hacen parte de un contexto general, incluso un proyecto global.

Estos nativos pueden apoyarse sin duda en propuestas sólidas de sociedades convincentes y convencidas: las muestras de conciliación, las únicas divisadas desde hace algunos meses, altan a la vista de todo el mundo. Deberán entonces proteger sus intereses contra pesonas pco escrupulosas. Los singos de Aire (Acuario, Géminis y Libra) evolucionan en la atmósfera Acuario y confirman el cumplimiento de diferentes necesidades. En efecto, este periodo aéreo les deja todas las oportunidades para dar prueba en todos los dominios. Estas son atravesadas por el poder de las energías uranianas ; anticipación, oportunidad, capacidad de respuesta y sobre todo su capacidad para integrar, digerir la información y utilizarla con prudencia. Los singos de Aire, no totalmente súper héroes, pero casi, juegan y ganan. El nacido en Libra, conserva (paradójicamente por el Objeto del zodiaco) esta pequeña parte "humana, demasiado humana" haciendo justicia en el mundo entero y permaneciendo empático con todos. Es la parte por obtener de los signos de Tierra (Capricornio, Tauro y Virgo) que se vuelve a dibujar plenamente en estos días de Luna nueva. Como la fuerza ligera y móvil del elemento Aire, esta viene a apoyar las cualidades de la Tierra.

Permitiendo a sus nativos a tomar una nuevo aire, desarrollar una capacidad para preparar el futuro previendo una cosecha futura. El nacido en Capricornio en particular, siente la ligereza del Aire en sus hombros : este año los asuntos se reanudan (o se confirman); lo que ha sido duramente ganado se devuelve con generosidad en diferentes sectores de la vida, en función del tema personal. Virgo y Tauro conservan su distancia. El nacido en Tauro, impulsado por las energías de Acuario, tiene obligaciones de cuestionamiento : será prudente orientar la reflexión a un marco colegial : en familia en el dominio privado y tomando diferentes consejos en el dominio profesional o social. . Tauro, que no tiene el hábito de compartir mucho sus opiniones encontrará ventajas. En cuanto al nacido en Virgo, el poder de su imaginación un poco detenido por la necesidad de limitar su vida diaria, se apoya con alegría en la capacidad de respuesta de Mercurio en Acuario.

Esto le permite encontrar sentido en donde no lo hallaba. Los nacidos en signo de Agua (Piscis, Cáncer y Escorpio) están programados para retomar el hilo de su historia. Bajo la fuerza de una luna "uranizada" y algo utópica, el nacido en Cáncer dobla su capacidad para mezclar pasado y futuro. Esto le permite sacar el máximo provecho de sus experiencias pasadas : filtra y reacondiciona su expresión emocional, lo cual le sirve de base eficaz para una nueva vida. La multiplicación de las sensaciones de las que es objeto el nacido en Piscis, apacigua el juego de conflictos del que podría ser víctima. En realidad conserva el control y nadie logra desestabilizarlo. Además la Luna nueva le ofrece como regalo competencias ampliadas para descifrar los enigmas, detectar lo invisible y leer el pensamiento.

Tengamos confianza, la Luna nueva en Acuario ciertamente nos espera, en el cambio, pero es por una buena causa : la causa de convertir los valores fundamentales de un resplandor universal, en un nuevo nacimiento. El signo de Acuario como signo de Aire, aporta las Aguas de la Vida y nos las ofrece. Aprendamos a apropiárnoslas, pero antes preservarlas, con su riqueza e integralidad.

Luna nueva del 13 de enero de 2021

El primer impulso desencadenado por la luna nueva en enero es frenado este mes por el cúmulo planetario en los signos de Capricornio y Acuario. Será particularmente complicado aprovechar el impulso que suele asociarse a los primeros días del año. En otras palabras, las buenas resoluciones escritas en nuestros pequeños manuales de "intenciones a principios de año" tendrán dificultades para hacerse realidad. Si la naturaleza cardinal del signo de Capricornio empuja más bien hacia adelante, la fuerte presencia de los planetas distribuidos entre los dos signos de Saturno y reforzados por este último induce frenos celestiales. Tendrás que empujar un poco para que se levanten. Para decirlo de otra manera: el cielo es un poco pesado y, aunque no caiga sobre tu cabeza, puedes sentirte obstaculizado en tus movimientos. La acentuación de lo "se interponga en el camino" o el "poder evitarlo" dependerá, por supuesto, del tema del nacimiento de cada persona.

De todos modos, los signos cardinales (Aries, Libra, Capricornio, Cáncer) y los signos fijos (Tauro, Leo, Escorpio y Acuario) están bajo la mirada de las estrellas.

El signo de Capricornio concentra la energía de la luna nueva. De hecho, las luminarias se encuentran allí y esta presencia es consolidada por Plutón en los últimos grados del signo. El planeta Venus no se deja superar: juega con la sorpresa y las bromas sin dejarse impresionar. Plutón asume cualquier desafío, los nativos de Capricornio entienden que tienen una ventana de oportunidad que no volverá a presentarse: cuando tiran los dados, tiran un "doble-seis", que puede hacer que los jugadores celosos o malos se sientan muy excitados. En reacción a la conjunción sol/luna, los cancerianos se levantan para la ocasión y apuntan a la diana. Al no estar acostumbrados a imponerse con dureza, amortiguan cualquier molestia con flexibilidad e incluso ganan a personas poco colaboradoras con su causa. Es como un juego de manos: los nativos hacen el paseo del cangrejo y dan la vuelta a la situación, los demás sólo ven fuego. Un logro supremo para este signo de agua.

Las grandes capacidades de acción de los nativos de Aries están algo embotadas bajo esta luna nueva, pero están reforzadas por un interesante espíritu de inventiva. Así, el desarrollo de su percepción extrasensorial se refleja en su actividad externa o social, que se multiplica por diez y se consolida. En resumen, Aries resume los opuestos y todavía se las arregla para encontrar su camino: ¡no era tan obvio! La motivación interna de los Libras se apoya en el esfuerzo que se les exige durante este período de adaptación. En gran medida abrumados por su propia creatividad, a los nativos se les pide que expliquen el por qué y el cómo de cada una de sus decisiones. No debemos contar con eso en este período: Libra o no, mueren en una forma de mutismo, mientras siguen expresándose... En silencio. Si su séquito sigue la historia, ¡tanto mejor, si no, tanto peor!

No es tan malo para los nativos de Tauro. De hecho, incluso bajo la influencia de Urano, se las arreglan para reconciliar el cuerpo y el alma. Sintiéndose ardientes, a veces un poco detonados u obligados a organizar pequeños desórdenes, entienden que uno no tiene nada por nada. Se están reconociendo nuevas actividades o proyectos, aunque a veces les cueste encontrar su velocidad de crucero. Los nativos de Leo ven, con un poco de altura, que hay justicia en este mundo y se alegran de que sea para su beneficio. Tienen la delicadeza de no exagerar el énfasis en las personas menos afortunadas, evitando así ser puestos en su lugar. Observen la presencia de la Cuota de la Fortuna en Sagitario, que da a los nativos de Leo un margen de maniobra apreciable.

Los nativos de Escorpio se lanzan de cabeza a la acción y retoman el hilo, algo interrumpido, de las actividades para las que se han movilizado en los últimos meses. Ya nada se interpone en su camino. Para estos nativos, los efectos contrastados son el resultado de una sensibilidad a uno u otro de los aspectos involucrados. En conjunto, encontramos: actividad inflexible y/o a veces relaciones cambiantes establecidas en viejas relaciones. En cualquier caso, el movimiento de sus energías, tanto físicas como mentales, los empuja hacia adelante, ya no aceptan ningún compromiso y trazan su futuro. Un tanto desafiados por las limitaciones de Saturno, los nativos de Acuario aceptan evolucionar refiriéndose a un sistema de valores que no necesariamente han validado o integrado. Es toda la fuerza de esta luna nueva para dar la oportunidad de cambio, sin perder realmente. Ciertamente destruido, pero de acuerdo con sus deseos, es para que los nativos de Acuario aprovechen la novedad de su cabello. Puede que sea un tira y afloja, pero el interrogatorio no será en vano.

Los signos mutables (Piscis, Géminis, Virgo y Sagitario) se dejaron arrullar por esta nueva luna, sin tomar realmente su dimensión o efectos retroactivos. Siempre hay, con la presencia de Neptuno en el signo de Piscis, un remoto escenario de eventos que permite a los nativos apostar por el azar. Fuertemente anticipadores o médiums, entienden las medias palabras y ven lo invisible. ¿Por qué no aprovechar esto hasta el final? Por su parte, los Géminis se basan sólidamente en sus poderes de persuasión y en una cuota de pura suerte. Ciertas prerrogativas son obvias y los nativos pretenden mantenerlas. Sin embargo, es al descubrir que tienen el talento de mezclar la realidad y la ficción que lograrán hazañas: ¡pero eso ya lo sabíamos!

Los nativos de Virgo persisten y firman en convicciones nada extravagantes. Su diferente estilo y forma de hacer las cosas los lleva al final de sus decisiones. Así es como imaginan la existencia. La fase de autoexpresión que atraviesan no es, por lo tanto, negociable. En cuanto a los Sagitarios, ponen su entorno en el centro de sus preocupaciones, las funciones de exteriorización, la relación con el mundo son otros tantos campos en los que se expresan las cualidades conquistadoras del signo. Los nativos muestran lo que son capaces de hacer, ahora es cuestión de expresarse y manifestarse objetivamente.

La luna nueva prevalece y plantea preguntas: ¿cómo integrar todos los aspectos contradictorios de manera armoniosa y demostrar la propia capacidad de actuar? Abrumado por las exigencias de la vida cotidiana, puede ser cuestión, en este momento, de aliviar las presiones y aceptar la transición de una manera significativa.

Definición de la Luna Nueva

El trígono de Saturno en la triple conjunción sol/luna/mercurio marca el tono de la Luna Nueva de este mes. Fuertemente estructurante, el aspecto que conecta los planetas en los signos de Aire: Géminis y Acuario da la orientación de la lectura celeste; ambos signos comprometen los valores humanos y la comunicación, por lo que las cuestiones de organización social: células, clanes, "tribus" (en el sentido de ser tributario), están en el centro de las preocupaciones.

Será cuestión de ponerse en contacto, considerar las cosas en su conjunto y evaluar las necesidades para hacer evolucionar todo lo que se necesita para avanzar. De esta manera, las familias estarán en primera línea: parientes intelectuales o de sangre. Será cuestión de ver cómo la gente, en conjunto, buscará asegurarse y apoyarse mutuamente. El eje Géminis/Sagitario implica la circulación, la información, pero también los desplazamientos geográficos.

La Luna Nueva, que sigue activa en los sectores del hogar y la vida social, subraya las expectativas con respecto a estos diferentes temas. La necesidad de libertad, de recuperar el contacto, de devolver el sentido a los lazos y relaciones humanas, se destaca con insistencia. Se tratará entonces de superar, o incluso sublimar, todos los retrasos, ausencias y citas perdidas de los que el destino es el único responsable. Un enfoque guiado por la filosofía inherente al signo de Sagitario puede fomentar la resistencia pero, aunque la necesidad de movimiento e independencia sigue siendo muy fuerte, el recuerdo de las cadenas y las reglas es un poco difícil de borrar. Esta Luna Nueva se presenta como una terapia colectiva. ¡Ciertamente abundará en el sentido de que los humanos sufrirán de falta de aire, probablemente soplando un poco más de viento fresco y ligero sin abrir todas las puertas!

¿Quién tomará el mayor aliento de oxígeno? Un poco todos los nativos en la realidad, e incluso si se establecen los límites habrá algunas latitudes para explorar. Los signos de Aire (Géminis, Acuario y Libra) no se libran de las reglas, pero las acomodarán. Ellos son quizás los que mejor viven las restricciones. De hecho, si se les ha pasado algo por alto en los últimos meses, conocen las causas y han integrado perfectamente sus errores, saben cómo recrear sus espacios libres en cualquier lugar. Los nativos de Acuario tienen los medios para revisar sus objetivos o establecer otros nuevos. Algunos de ellos cambian totalmente su proyecto, su ángulo de enfoque o sus perspectivas bajo el empuje de Urano que -desde Tauro- los incita a convertirse en ellos mismos y a afirmar sus elecciones. El hogar, los niños, están en el centro de las preocupaciones de Libra, la familia puede crecer o una evolución está en progreso. Es posible que se necesite orientación, asesoramiento o estímulo. Los nativos de Géminis se deshacen totalmente de los últimos prejuicios o escrúpulos que aún podían contenerlos. Tomando las cosas muy seriamente pero manteniendo su originalidad logran superar los obstáculos.

La presencia de Urano en Tauro sacude las ideas preconcebidas, resultando para los signos de la Tierra (Tauro, Virgo y Capricornio) nuevas expectativas o giros felices. Es en la organización de su vida cotidiana o en sus ambiciones donde se situarán sus objetivos. Los Tauro en particular aprenden a temporizar en el momento adecuado. Así pueden evitar una negativa y revertir una situación algo delicada. Los nativos de Virgo reciben ayuda o información providencial, lo que les permite poner sus preocupaciones en suspenso o incluso resolver un problema que se ha venido repitiendo a lo largo de estos últimos meses. La capacidad de observación de los Capricornios les hace empezar mal: señalando
pertinentemente sus activos, refutan los argumentos contrarios y pueden imponer su punto de vista. Una buena dosis de suerte les ayuda a alcanzar su objetivo o a hacer avanzar un proyecto.

Si están bien inspirados, los signos del Agua (Cáncer, Escorpio y Piscis) dominan un debate o una disputa que les parece inútil. Los Piscis en prioridad , ante una discusión estéril, optan por aislarse en su burbuja o estar temporalmente ausentes. La mayor sagacidad que luego muestran, les permite proponer soluciones orientadas a la equidad. Desde un punto de vista planetario, su creciente encanto y generosidad son las armas elegidas por los nativos de Cáncer. Avanzan con serenidad frente a la adversidad y no dejan que ningún ataque los impresione. Debemos enfrentar lo obvio: tienen éxito donde otros antes que ellos habían fallado miserablemente y anotan puntos. Rechazando entrar en un túnel sin fin, los Escorpiones dejaron ir en lugar de quemar su energía innecesariamente. En esto tienen toda la razón; de hecho, este período de Luna Nueva les da la oportunidad de actuar de acuerdo a su más profunda voluntad o de cumplir un deseo. No lo dejan pasar.

Los signos de fuego (Aries, Leo y Sagitario) tocan el reloj. Especialmente los nativos de Leo que siempre se enfrentan a la presencia de Saturno en Acuario sienten el tiempo como una restricción adicional. Nada parece ir lo suficientemente rápido para ellos, pero la conjunción sol/luna en Géminis, que podría empujarlos a la precipitación, es así controlada en su beneficio. Los resultados futuros estarán a la altura de sus expectativas. Los Aries se dejan llevar un poco por una pregunta de amor o un encuentro, ganarán manteniendo la cabeza fría y midiendo plenamente las consecuencias de su compromiso o una decisión. Sin renunciar completamente a su placer, pueden posponer una elección impulsiva.

La Luna Nueva de junio es suave y cálida en estos primeros días de verano, parece prometernos "montañas y maravillas". Redescubrir el gusto por el juego, los buenos momentos, la alegría de comunicarse y de vivir juntos plenamente mientras se disfruta de la vida: todas estas necesidades inherentes a nuestra pobre condición humana. La presencia de las estrellas en el eje Géminis/Sagitario evoca la juventud, los viajes, la celebración y la vida despreocupada.
Esperemos que nuestros sueños se hagan realidad.

Enhorabuena

Tu registro ha sido exitoso, gracias por la confianza. Pronto recibirás tu horóscopo diario directamente en tu bandeja de entrada.

Cerrar

Error...

Esta dirección de correo electrónico no es válida o ya está registrada en nuestro sistema.

Cerrar

El calendario de la luna nueva en 2021

Flash Astrológico: toda la actualidad

Calendario de la luna llena en 2021

Las cartas del tarot: ¿Cuál es tu carta?